In this special section, Wines Of Argentina shares select wine contents to make Argentine wine known around the world. Welcome!

El Torrontés encuentra su lugar en el mundo

Abanderada de las variedades blancas argentinas, esta cepa ha logrado posicionarse en los principales mercados de exportación. Enólogos argentinos, cuentan en esta nota las características del Torrontés 2012 y cómo los consumidores del mundo están adoptando este vino entre sus preferidos.

Esta variedad blanca, única en Argentina, se ha convertido en la favorita entre las blancos por los consumidores de todo el mundo. Asimismo, los elogios a esta cepa llegan por parte de diversos periodistas internacionales. Un gran fanático es Stephen Tanzer, periodista del International Wine Cellar, quien declaró en su último reporte, que los nuevos lanzamientos de Torrontés están mostrando importantes texturas y mayor presencia en el paladar, lo que los convierte en vinos más flexibles para disfrutar en una cena.

Las características que se están observando en las últimas cosechas de Torrontés abren el camino a nuevos consumidores. De esta manera, el Torrontés deja de ser considerado sólo un aperitivo, para convertirse en un interesante acompañamiento para grandes comidas. En este sentido, los Torrontés 2012 están mostrando este perfil, “conquistador de los grandes paladares”.

La voz de los enólogos argentinos

Quiénes mejor que los verdaderos protagonistas de la cosecha argentina 2012 de Torrontés, los enólogos de las principales bodegas elaboradoras de esta cepa, para comenta sobre las características que presenta la nueva añada de este varietal en cada una de las regiones vitivinícolas argentinas.

Daniel Pi, hacedor de vinos de Bodega Trapiche, destacó que en general, los vinos mantienen un perfil aromático intenso, similar a los de vendimias anteriores. “En particular, en Cafayate, observamos vinos con menor graduación alcohólica manteniendo el perfil cítrico y de azahares que caracterizan a esta zona. En relación al color, presentan un color amarillo verdoso interesante y hasta quizás, un poco más elevado que en la cosecha 2011”.

Por su parte, Ignacio Lopez, enólogo de Bodegas Etchart de Cafayate, remarcó que la cosecha 2012 se caracterizó por ser húmeda con varios días nublados. “Como resultado, los Torrontés lograron conservar una mayor acidez natural, dando vinos frescos, de perfil cítrico y aromas a flores blancas con una menor graduación alcohólica”.

En relación a esta zona, Susana Balbo, enóloga y propietaria de Dominio del Plata, coincidió en que éste fue un año complicado en los Valles Calchaquíes por la humedad y las lluvias.

“Por eso, tuvimos que trabajar con mayor intensidad para evitar la botrytis y contrarrestar los sabores amargos del vino. Sin embargo, los vinos muestran buena calidad y sanidad, al igual que los cosechados en Mendoza”.

Otro representante de esta cepa es Rodolfo Griguol, de La Riojana Cooperativa. Según el experto, la cosecha 2012 en La Rioja se caracterizó por una menor producción en viñedo, lo que se tradujo en vinos más expresivos y con mayor volumen de boca.

Alejandro Vigil, enólogo de Catena Zapata, cuyo vino Álamos Torrontés es uno de los más vendidos en el mercado externo, puntualizó que ésta fue una de las mejores cosechas de los últimos 4 años.

“En Mendoza encontramos excelente madurez y sanidad. No tuvimos problemas de lluvias y en conclusión fue un año climatológicamente correcto”. También explicó que lo más interesante es que cada zona está encontrando su propio estilo.

Los vinos están siendo cada vez más elegantes, con menor grado de intensidad aromática. Con el trabajo continuo de todos los técnicos, este varietal está logrando una gran paleta de aromas, mostrando complejidad y buen manejo de la acidez”.

Como representante de San Juan, Pedro Pelegrina, enólogo de Bodega Casa Montes, comentó que en esta zona, los Torrontés se presentaron con muy buena intensidad aromática, buenos cítricos, florales y algo vegetales, aromas que recuerdan al Sauvignon Blanc en boca, con untuosidad y leves amargos”.

Finalmente, Adrián Meyer, enólogo de Terrazas de Los Andes, aseguró que “los vinos Torrontés 2012 de Cafayate mantienen una buena expresión de frutas cítricas y de pulpa blanca y en algunos casos aparecen ligeras notas herbales que potencian su frescura. Por lo general, cuentan con buena acidez, alcohol moderado y cuerpo medio. La cosecha 2012 se destaca por su elegancia y precisión por sobre la exuberancia aromática”.

El Torrontés y los consumidores del mundo


Para el enólogo de La Riojana, “el Torrontés sigue año a año encontrando más adeptos en todo el mundo, está posicionado en Estados Unidos y seduce cada vez más a los consumidores de los mercados europeos (a pesar de que manifiestan preferir vinos ‘secos’). Un dato no menor es que el Torrontés está encantando al mercado oriental por su preferencia en vinos de este estilo. En el caso de Estados Unidos, los consumidores lo prefieren principalmente por sus notas aromáticas, su paladar dulce y facilidad para beber. Si es espumante dulce mejor”, destacó Rodolfo Grigoul.

Para Adrián Meyer, “esta cepa está creciendo en presencia internacional, pero siempre dentro de los volúmenes que un vino blanco argentino puede tener. En el caso particular del Torrontés Reserva, de Terrazas de los Andes, exportamos a diversos países. Estados Unidos y Brasil son nuestros principales clientes, seguidos por Inglaterra gracias a la debilidad de los consumidores de este mercado por los vinos frescos, frutales y precisos. Además, los países asiáticos, con Japón a la cabeza, tienen una cierta inclinación por esta variedad, quizás debido a su gastronomía que funciona muy bien con las características del Torrontés”.

Al igual que Meyer, Susana Balbo destacó que Asia está sorprendiendo con la recepción de este estilo de vinos. “En general, esta variedad se ha instalado como una opción de vino blanco, enmarcado dentro de los productos frescos y frutados, como una alternativa para aquellos que consumen Sauvignon Blanc, Pinot Gris y Chardonnay sin madera”.

Por otro lado, Daniel Pi, destacó que en el caso de Trapiche, esta variedad ha ido creciendo en ventas, aunque todavía es un vino que podríamos considerar ‘de nicho’. “Sin embargo, una vez que los consumidores la prueban, la suman a sus variedades de consumo habitual. Es un vino que conquista fácilmente”.

Ignacio Lopez comentó que es llamativa la gran diferencia de perfiles de países que suman el Torrontés a su portfolio.

“Encontramos desde países nórdicos, pasando por otros tradicionalmente productores del Viejo Mundo, hasta asiáticos con nuevos consumidores, países latinoamericanos y caribeños. Creo que lo que marca esta gran aceptación es la intensidad aromática del Torrontés, su frescura y gran capacidad para adaptarse a diferentes maridajes y situaciones de consumo”, remarcó.

Linkedin Google Yahoo! Delicius
Send to a friend
   

- Deje su comentario


Deje su comentario

Admin tools: Edit this entry.